martes, 11 de septiembre de 2012

Las Tortas de Curicó



Vendedoras de tortas de Curicó, sándwich de pernil y huevos cocidos

 
Después de un preámbulo de fechas e inauguraciones veremos la relación comercial de las Tortas y la Estación.

 
El 25 de diciembre de 1868 llego la línea del ferrocarril hasta Curicó.

El 25 de mayo de 1873, el Presidente de la República, Excmo. Señor don Federico Errázuriz Zañartu, se  trasladó a Curicó para inaugurar los trabajos del ferrocarril de Curicó a Chillán y de San Rosendo a Los Ángeles y Angol.

Con fecha 25 de agosto de 1877, se mando proceder a la recepción del ferrocarril de Curicó a Chillan y de San Rosendo a Angol y ramal a Los Ángeles.



Las Tortas Montero, historia
En ese entonces existía en Curicó doña Cristobalina Montero, quien desde hacia tiempo gozaba de merecida fama por ser la creadora inimitable de las famosas Tortas Montero; aprovechando esta ocasión de la inauguración de los nuevos servicios del ferrocarril al Sur, envió al recinto de la estación vendedoras para ofrecer a los primeros viajeros sus exquisitas Tortas que resultaron insuficientes para satisfacer la demanda de estos viajeros que quisieron llevar a los apartados rincones del sur la deliciosa pasta que ha dado a Curicó el prestigio, ya tradicionalmente conocido, de haber creado unos de los productos de mayor fama de esta ciudad. Posteriormente se hizo costumbre generalizada la venta en el recinto de la estación de tan acreditado producto que en ese entonces se elaboraba en la fábrica de Calle Villota, entre Chacabuco y Membrillar.



Durante 29 años ininterrumpidamente se elaboraron tan exquisitas Tortas en el lugar antes indicado, hasta que a raíz del terremoto  de 1906 (*) que dejo en muy malas condiciones de seguridad esa fábrica, hubo necesidad de cambiarse a la calle Prat Nº 659 (actual dirección), quedando solo a cuadra y media de la estación de los Ferrocarriles; la atención al público se mantuvo con regularidad en esta nueva  dirección durante otros 34 años, con lo cual en 1940, a raíz de descontentos de carácter político del Sindicato de las vendedoras que se instalan en los andenes de la estación, hubo necesidad de suprimir la distribución de las legitimas Tortas Montero por ese intermedio, con lo cual se esclarece una vez más la ninguna responsabilidad que a la actual firma Gálvez Hnos., fabricantes de esas Tortas, le cabe por reclamaciones de mercaderías expendidas en los andenes de la estación de Curicó.

Es por las razones anotadas que nos es imposible, por el momento, atender directamente en los andenes de la estación a la numerosa y selecta clientela en la forma ya clásica que se mantuvo por espacio de 66 años, con lo cual el publico estará obligado a aprovisionarse de las mercaderías que se ofrezcan sin tener derecho a elegir lo mejor que exista, sino lo que los comerciantes deseen ofrecer, ya que a esta prestigiosa firma no se le permite la venta directa al público como antiguamente se hacía”.
 

Para Curicó, la Torta Montero significa una verdadera tradición, pues dudamos que algún viajero que haya visitado o pasado por esta ciudad haya prescindido de saborear estas famosas tortas curicanas o agregado a su valija unas cuantas de ellas, para llevarlas a su tierra, como una primicia de viaje.


La receta, jamás divulgada, de elaboración de las Tortas Montero ha sido guardada por sus sucesores como un secreto de alquimia y es por esto que nadie ha podido igualar, hasta la fecha, el sabor y la calidad de tan exquisito producto. Sus actuales fabricantes, señores Gálvez Hnos., propietarios del importante y prestigioso establecimiento industrial conocido por la gran Confitería y Pastelería Chilena, son los únicos que poseen la formula exacta para elaborar las Tortas Montero, orgullo de esta industria curicana.
 



Otras cubiertas de la Empresa Galvez Hnos.








En cuanto a mi apreciación muy personal, el local tiene una sala de venta mas otra como cafetería. La atención es lenta como todo lo provincial, por lo que los acelerados capitalinos debemos aceptar.
Para los que estamos de paso es desconcertante que en vez del producto estrella, la torta curicana, te ofrezcan mote con huesillo, churrascos y completo. No tienen un stock de tortas o pasteles alternativos y cuando solicite una torta de manjar nuez, después de una larga espera, se me informa que no quedan. Cuento corto tuve que ir al sector de  la pastelería para elegir un producto alternativo.... cocadas....... también se equivocan entre un café cortado con un capuchino.
Cafetería, con deficiencias en la atención. La Pastelería cuenta con los productos solicitados pero no con todas las variedades. Debe ser un problema de reposición. Mi visita la realice un día de semana a media tarde (febrero) con la complicación ya a nivel nacional para estacionar que es un cuento aparte.


 

(*) Según la página web de esta empresa, manifiesta que el traslado a la calle Villota se realizo el 23 de octubre de 1891, lo que no coincide con la crónica escrita y presentada aquí que data de septiembre de 1943 (sólo curiosidad).

3 comentarios:

  1. Interesante el artículo, pudimos aprender mejor el origen de las típicas tortas curicanas..
    Saludos de BayEssence.com

    ResponderEliminar